Reseña: Final Fantasy XV

Facebook Twitter
Reseña: Final Fantasy XV
Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Era la E3 del 2006 cuando el Final Fantasy XV fue anunciado. En ese entonces se lo conocía como Final Fantasy Versus XIII y formaría parte del universo de la décima tercera entrega. Los años avanzaron y Square Enix revelaba muy poca información al respecto. Muchas veces se llegó a creer que el proyecto se había cancelado y, si bien hubo un par de comunicados oficiales diciendo que su desarrollo seguía, los fans ya no sabían qué esperar. Sin embargo, en el 2013 un inesperado trailer sorprendió a muchos, en donde se pudo observar el cambio de nombre a Final Fantasy XV, pasando a ser una entrega principal. Este año vería su lanzamiento en septiembre, pero finalmente fue puesto a la venta el pasado 29 de noviembre.

Prompto

En estos 10 años se pudo ver muchos cambios. Mecánicas, personajes, diseños, personalidades, ambientaciones, escenas, diálogos y partes de la historia principal no llegaron o se vieron alteradas. Algo que fue muy importante para este juego es el cambio de director. Tetsuya Nomura fue el encargado la mayor parte del tiempo, pero hace unos años el lugar se le otorgó a Hajime Tabata. De más está decir que la visión de ambos directores no era la misma, por lo que el cambio justifica el retraso. De una manera u otra, lo que todos quieren saber con respecto a este título es si logró ser lo que prometió tanto tiempo o si todo terminó en un juego malo. Gracias a Tabata y a su equipo, Final Fantasy XV es un gran producto, distinto a lo que uno entiende por Final Fantasy, pero una muy buena experiencia.

“A los jugadores de siempre y a los que hoy descubren Final Fantasy” son las primeras palabras que podemos ver cuando entramos al juego. Desde el comienzo, Square Enix nos está diciendo que varios elementos tradicionales de Final Fantasy cambiaron. Para los que no están al tanto, es el primer título de la saga que entra a la moda de los mundos abiertos (open worlds), en donde el jugador puede elegir seguir con las misiones principales o simplemente recorrer el amplio mapa cumpliendo objetivos secundarios y descubriendo nuevas zonas. De igual manera, el sistema de combate se diferencia de los demás ya que esta vez el género principal deja de ser RPG para pasar a ser acción, ya que los enfrentamientos son mucho más dinámicos y rápidos. No se asusten, los elementos clásicos como el nivel, los objetos y las estadísticas siguen estando, por lo que aún tiene ese toque de juego de rol.

Al decir que combates sean mas dinámicos me refiero específicamente a que en Final Fantasy XV con un botón el personaje principal se cubre, con otro ataca, con otro salta, y con la palanca izquierda se desplaza libremente por el mapa, todo en tiempo real, a diferencia de los demás juegos principales en donde habían batallas por turnos o el sistema de barras. También hay una opción que permite frenar el avance del tiempo para planear los movimientos de forma detenida. Las peleas, sumadas a otras mecánicas divertidas que tiene, son muy entretenidas y se sienten bien. Hay una gran cantidad de armas disponibles y se manejan todas de maneras particulares, logrando evitar que los enfrentamientos se vuelvan densos o repetitivos. Hay dos cosas que podrían mejorar en parches futuros o —quién sabe— secuelas. La primera es la cámara en situaciones en donde los enemigos son grandes y las áreas chicas. Esto lleva a que el punto de vista se quede en lugares incómodos y le quita libertad. Podría haber un botón con distintos ángulos o hasta la posibilidad de manejarla libremente con algún atajo en el control. Lo segundo, si bien los hechizos son una gran carta para jugar debido a su potencia, son muy limitados para la gran cantidad de magias que tiene esta legendaria saga.

FFXVReview5Uno de los temas que más están llamando la atención en los últimos años son, como previamente dije, los mundos abiertos. La posibilidad de ir de una punta del mapa a otra y descubrir lugares secretos suena muy bien, pero ya hemos visto casos en donde este plan no funciona del todo. Metal Gear Solid V: The Phantom Pain fue un gran juego, pero si tenía un problema es que su mapa estaba muy vacío. Solo algunos puntos específicos tenían estructuras interesantes y en su mayoría estaban directamente relacionados con la trama principal. Es en este aspecto que este último Final Fantasy acertó: la gran cantidad de lugares que hay por descubrir y lo interesantes que son, sus diseños, los calabozos que los acompañan, los jefes y las recompensas. Del mismo modo, FFXVReview3hay muchos lugares llenos de tesoros, enemigos, materiales y misiones secundarias por todos lados. Recorrer el mapa no es para nada aburrido, y eso que es muy grande. El jugador puede ir por las diferentes rutas en un auto conocido bajo el nombre de Regalia, lo que facilita el viaje de un punto a otro ya que el mismo tiene hasta un modo automático y es más rápido, simple y tranquilo que avanzar caminando o corriendo. No nos olvidemos de los icónicos chocobos, unas aves que también le dan la posibilidad al jugador de moverse a mayor velocidad por casi cualquier parte, incluso fuera de las calles.

Otro gran acierto de este juego es el uso de atajos. Si el personaje se encuentra perdido en un calabozo, una simple opción nos permite ir a la entrada automáticamente. Lo mismo pasa cuando el Regalia está muy lejos, un sencillo menú es lo único que se necesita para volver al mismo en tan solo un par de segundos. De más está decir que si quien está jugando decide ignorar esto y volver corriendo, es muy probable que encuentre objetos, enemigos y más, pero tener la posibilidad de agilizar todo el proceso es muy importante, sobre todo para aquellos que no están acostumbrados a este estilo de mapas enormes.

FFXVReview1

Gráficamente el juego está muy bien. Los modelos de los personajes y enemigos son increíbles, lo mismo con las ciudades, las armas y los efectos de luz. Sin embargo, no podemos ignorar los cuadros por segundos: su máximo es 30 y bajan muy seguido, tanto en PlayStation 4 como en PlayStation 4 Pro. En Xbox One hay un mejor framerate, pero la calidad gráfica no es tan buena como en la consola de Sony. No llega a ser algo que afecte la experiencia, pero no hay que dejarlo pasar de largo teniendo en cuenta que estuvo 10 años en desarrollo. Más allá de eso, en este aspecto no hay mucho más que criticar. Es uno de los títulos con mejor apartado gráfico en la plataforma.

FFXVReview4En cuanto a términos de presentación, en general está todo muy bien. Las pantallas del menú son estéticamente lindas, rápidas, sencillas y útiles. La música, como ya es clásico en la saga, es una maravilla. No son pocos los grandes temas que tiene. Yoko Shimomura fue quien se encargó de la banda sonora, una de las personas con más relevancia en el mundo musical de videojuegos en Japón y que ya trabajó en otros juegos como Street Fighter II, Kingdom Hearts II y Parasite Eve. El buen diseño de cada personaje estuvo a cargo de Tetsuya Nomura, primer director del juego y creador de Kingdom Hearts.

 

NoctisHay pocas cosas que le juegan en contra a esta nueva aventura, pero son muy pesadas. La primera es la historia, que simplemente está muy mal manejada. Ritmo pobre, conceptos poco explicados, giros inesperados sin impacto, escenas importantes mal llevadas a cabo, personajes con poco desarrollo y más, son algunas de las fallas que pude ver. No dudo que Square Enix tuvo un mal momento con el cambio de director, pero la manera en la que resolvió la trama no quedó para nada bien. A mitad de este año se estrenó el anime Brotherhood: Final Fantasy XV, una serie que buscaba contar un poco de la relación que el protagonista tenía con otros personajes y después fue lanzada la película CGI Kingsglaive: Final Fantasy XV, que es una especie de precuela al juego y busca establecer los términos básicos. Lamentablemente, la película no tiene referencia alguna en la historia y queda como un intento desesperado de expandirla cuando no hacia falta y solo empeoró las cosas que podrían haberse solucionado con pocos segundos de cutscenes en el título final. En cuanto al anime, es una situación rara pues esta última entrega de Square Enix asume que el jugador vio la serie, ya que en ningún momento se vuelven a mencionar los temas tratados en los diversos capítulos. Además, algunos son muy importantes y necesarios para entender más de lo que está pasando. Otro tema que me hizo perder horas y generó frustración fue el softlock que imponen algunos errores del juego, mayormente conocidos como bugs o glitches. Más de una vez se congeló la pantalla y se cerró la aplicación, mientras que en otras ocasiones atravesar el suelo y las paredes parecía ser algo normal. De una manera u otra, la única solución terminaba siendo el reinicio de la aplicación sin poder hacer nada al respecto.

Como conclusión, debo decir que esta fantasía es un gran juego. Un gran mapa por recorrer, simples pero divertidas mecánicas y una gran presentación hacen que Final Fantasy XV sea entretenido para todo aquel que lo juegue. Por otro lado, me cuesta decir que es un gran Final Fantasy, ya que la historia y los personajes reciben tan poca atención que no se parece en lo absoluto a otros títulos de la saga, sumado a que el estilo de juego es distinto a lo que uno está acostumbrado. De una manera u otra, los 10 años no fueron en vano y Square Enix entregó un gran producto que hay que revisar por uno mismo y valdrá la pena estar al tanto de su evolución.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
8

The Good

  • Mundo abierto muy interesante
  • Gran cantidad de misiones secundarias
  • Gráficamente muy bueno
  • Fácil de jugar
  • Banda sonora increíble

The Bad

  • Bajos cuadros por segundo
  • Historia muy pobre
  • Bugs
Facebook Twitter

Tengo 22 años, con los video juegos desde la cuna. Estudiante de periodismo, amante de los Fighting Games y todo trabajo de Tetsuya Nomura.

Facebook Comments